Unas 70 mil personas visitaron San Bernardino en la primera semana de enero

0
14

El comisario Derlis Martínez explicó que la Policía Nacional reforzó la presencia de uniformados en la ciudad veraniega del Departamento de Cordillera para controlar el cumplimiento de las normas sanitarias vigentes, ante el avance de casos de Covid-19.En los últimos días la Policía realizó controles en unos 50 locales nocturnos. En cuatro de estos negocios se detectaron violaciones a distintas normas, señaló el comisario. Precisó que se constataron polución sonora, aglomeración de personas e incluso en algunos casos había gente bailando. Sobre el punto, precisó que las sanciones deben ser administradas por otras instituciones. Indicó que el trabajo de la Policía consiste en labrar acta de los controles y posteriormente derivar esto a la Municipalidad o la Fiscalía. “Recibimos un refuerzo de la Comandancia de 200 efectivos policiales, Grupo Lince, Montada y compañeros de otras instituciones. Estamos implementando la incorporación al uniforme de las bodycam (cámaras corporales) para filmar todas las actuaciones policiales en cuanto a la transgresión de las normas sanitarias, como el uso del tapabocas y el distanciamiento social”, explicó a la 1020 AM el jefe policial. Al respecto, Martínez lamentó que aún haya mucha inconsciencia en muchos jóvenes que visitan la ciudad. “Los jóvenes todavía no dimensionan el peligro del coronavirus, como decía un presidente del exterior, creen que es una ‘gripezinha’; son la gente que más incumple las medidas sanitarias”, aseguró. Lea más: Suspenden a bares de San Ber y Asunción por violar restricciones En ese sentido, indicó que aún es normal que mucha gente en San Bernardino, entre ellos jóvenes, pretendan imponerse ante la Policía bajo el argumento de que pertenecen a familias de poder económico o político. “Esta es mi tercera temporada, tres años del Operativo Verano tengo. Claro que se encuentra eso. San Bernardino tiene tres tipos de poblaciones: La población que tiene poder político, económico y social. El segundo grupo es la población radicada en la ciudad y el tercero son los alemanes y suizos que también están acá”, comentó el comisario. “Siempre tenés que tener cintura para tal o cual procedimiento. No ser ‘ni tan tan ni muy muy’. (…) A mí me llaman en mi celular el presidente de la República, el ministro del Interior, el comandante de la Policía preguntándome tal o cual situación”, añadió, al tiempo de señalar que en todos los casos la Policía debe actuar bajo el marco legal.

Fuente -> http://www.ultimahora.com