Tragedia aérea: único sobreviviente sigue intubado y bajo sedación tras operación – Nacionales

0
64

Desde el Hospital de Trauma informaron que José Zaván, único sobreviviente de la tragedia en la Fuerza Aérea, sigue intubado y bajo sedación, pero no presenta fiebre. El joven fue intervenido en los últimos días a una cirugía tras presentar un edema cerebral.

13 de febrero de 2021 – 16:02

El jueves 11 de febrero, los médicos del Hospital de Trauma detectaron que José Zaván presentaba un edema cerebral tras chequeos de rutina que le practicaron. Por ello, decidieron intervenirlo quirúrgicamente para evitar que la lesión derive en un infarto, que podría comprometer la vida del único sobreviviente de la tragedia aérea en el predio de la Fuerza Aérea, en Luque, un hecho que sucedió el pasado martes.

Lea más: “Realizamos la intervención a tiempo; no hubo infarto cerebral”, dice médico que operó a José Daniel Zaván

La cirugía fue realizada a tiempo y que fue un éxito porque se pudo evitar el infarto, destacó el neurocirujano que le intervino, Marcelo Rivas. Habían informado que las próximas 48 horas postoperatorio iban a ser claves para la evolución de salud del joven. Ese plazo se cumple hoy.

Según el informe médico de hoy, Zaván sigue con asistencia respiratoria mediante intubación y que ya no presenta fiebre. Asimismo, refirieron -con respecto a su estado neurológico-, que está bajo sedación y relajación profunda.

El martes pasado, en el predio de la Fuerza Aérea se registró un grave accidente aéreo que produjo la muerte de siete de los ocho pasajeros de una avión militar. El único sobreviviente de la tragedia fue el joven de 18 años, quien fue rescatado tras el actuar apresurado de los uniformados que presenciaron el percance.

Lea más: Divulgan video de rescate a Zaván tras caída de avión

Fueron compartidas mágenes del momento en el que el avión siniestrado estaba en suelo del predio militar y se puede obsevar que Zaván se salvó de la muerte de “milagro”, pues -según informe preliminar- estaba en la parte posterior del avión, que no se quemó por completo. Los militares que lo rescataron indicaron que oportunamente pudieron sacarlo de la zona del accidente antes de que vuelva a generar una explosión, que hubiese sido fatal.

El joven es oriundo de Fuerte Olimpo y pretendía inscribirse en la sede central de Universidad Nacional de Asunción -ubicada en San Lorenzo-, pero, debido a la dificultad de salir de su zona de residencia por los caminos intransitables, decidió abordar el avión, que luego quedó siniestrado.

Fuente -> http://www.abc.com.py