Seudo sintierras presionan al INDERT para nueva mensura en propiedad de grupo inversor argentino

0
32

Una de las acostumbradas verificaciones in situ realizadas por el director regional del INDERT, Mario Adorno.

Una vez más, supuestos campesinos sintierras de la colonia Toryveté de Hernandarias llegaron hasta la oficina regional del INDERT para exigir una nueva verificación de las tierras de la empresa Desarrollos Madereros, de capital argentino. Hace más de un año, los mismos vienen insistiendo en que estas tierras son del Estado, pese a que la firma afectada ya presentó el título original de la propiedad. Desde la Dirección Regional se anunció que podría hacerse una nueva verificación, pero que deberá ser autorizada por la presidencia del ente agrario.

Los supuestos sintierras que llegaron hasta la oficina regional del Instituto de Desarrollo Rural y de la Tierra (INDERT) están encabezados por conocidos vándalos e invasores de inmuebles ajenos, identificados como Wilson Acosta Garayo (presidente), Yamil Estanislaa Segovia Agüero (secretaria), Marcial Acosta, Rubén Flores y Arcadio Flores, todos vecinos de la colonia Toryveté, aglutinados en una comisión denominada “Tierra Prometida”. De acuerdo con los datos, los mismos en realidad no son sintierras sino aprovechadores con abundantes recursos económicos, quienes convirtieron la invasión de tierras en un pingüe negocio.

Pese a haber sido desalojados a principios de este mes de la propiedad de la firma Desarrollos Madereros, los mismos una vez más exigen ahora al INDERT una constitución para una nueva verificación. Sostienen que dichas tierras son del Estado paraguayo y no del grupo inversor argentino. Al respecto, el director regional, Mario Adorno, atendió a los labriegos y pidió que los mismos le remitan una nota, pidiendo la constitución de los técnicos en la propiedad. El funcionario indicó que la nota será elevada a la presidencia del ente, en Asunción, y que de allí se comisionará a los funcionarios para que hagan el trabajo, de verse la necesidad.

En ese sentido, Adorno recordó que la empresa ya había presentado el título de propiedad de las tierras en cuestión, pero si la presidencia considera que amerita una segunda verificación, así se hará. Sostuvo que la dirección regional no tiene atribuciones para tomar este tipo de decisiones, en forma unilateral. También pidió a los campesinos que no ingresen al predio de la institución, sino mantengan en todo caso un pequeño grupo, de no más de 10 personas, en la vereda. Esto llevando en cuenta pretenden instalar precarias carpas en la propiedad del INDERT, en CDE. Adorno indicó que debido a la pandemia, no es recomendable que se aglomeren en gran número, por lo que un grupo de 10 personas será suficiente para marcar presencia.

Cabe indicar que el título presentado por la empresa Desarrollos Madereros es original, incluso, fue confirmado por Catastro. Recordemos que el pasado 8 de octubre, una comitiva fiscal-policial, encabezada por la fiscal Natalia Montanía, se constituyó en el inmueble situado en la colonia Toryveté de Hernandarias y procedió a desocuparlo. Durante el incidentado procedimiento, 10 personas terminaron detenidas, pero todas ya recuperaron su libertad.

En la oportunidad habían sido detenidos Benjamín Cuenca Morel, Gerónimo Fabián Gutiérrez (con orden de captura por invasión de inmueble ajeno), Marcial Acosta Garayo, Carmelo Montiel Ruiz Díaz, Wilson Cubas Peña, Wilson Acosta Garayo, Arcadio Flores López, Jafet Derlis Colmán Dávalos, Teófilo Fariña Ferreira y Joel Galeano Colmán. Los mismo no serían verdaderos campesinos sino aprovechadores y vándalos, que pretenden usurpar propiedades ajenas, según información que se maneja en la colonia mencionada.

Fuente -> http://www.laclave.com.py