Se instalará en el país una planta de producción de biocombustible verde

0
21

Operará dentro de una zona franca. Se trata de una de las mayores inversiones concretadas a nivel país.El empresario brasileño Erasmo Carlos Battistella, presidente de ECB Paraguay, una empresa del Grupo ECB, firmó un contrato con el gobierno de Paraguay que autoriza un régimen de Zona Franca para el proyecto Omega Green, una planta de biocombustible avanzada.

El proyecto estará ubicado en el distrito de Villeta, a orillas del río Paraguay.  El contrato fue firmado el 11 de septiembre por tres ministros de Estado de Paraguay: Hacienda, Benigno López, Industria y Comercio, Liz Cramer, y Obras Públicas y Comunicación, Arnoldo Wiens Durksen.

La instalación de la Zona Franca fue autorizada por Decreto Presidencial No. 3269, del Presidente de Paraguay, Mario Abdo Benítez, suscrito el 20 de enero de 2020.

“Incluso en este difícil período de la pandemia, es una alegría firmar este contrato de Zona Franca y confirmar la evolución de este gigantesco proyecto industrial para Paraguay”, dijo Liz Cramer, Ministra de Industria y Comercio de Paraguay.

La Zona Franca

Hoy Paraguay cuenta con dos áreas de Zona Franca, ambas ubicadas en Ciudad del Este, Alto Paraná y Omega Green inaugura la tercera. Esta experiencia consolida un entorno de seguridad jurídica muy favorable a la inversión en el país.

Para Omega Green, la Zona Franca garantiza el mantenimiento de las condiciones legales del proyecto por un período de 30 años, renovable por otros 30, reforzando la seguridad económica para la inversión.

La nueva Zona Franca es parte del programa nacional de inversiones de Paraguay y es la primera de carácter industrial con un enfoque en las exportaciones a países de Europa, Asia y América del Norte, destino de los productos Omega Green.

El decreto destaca la capacidad de la iniciativa para impulsar el comercio exterior, agregar valor a las materias primas producidas en Paraguay, como grasas animales, aceites vegetales y aceites usados, generar empleos y traer tecnología de punta al país.

El complejo fue considerado “de interés nacional” por el gobierno paraguayo debido a su importancia social y económica para el país. Es la mayor inversión privada en un solo proyecto en la historia del país y traerá  ingresos adicionales de más de US $ 8 mil millones en 10 años, contribuyendo al equilibrio de su balanza comercial.

Generará 3.000 empleos directos en la fase de construcción y cerca de 2.400 empleos directos e indirectos cuando entre en funcionamiento. Se espera que más de 20.000 familias de pequeños agricultores se beneficien de los programas de certificación para el suministro de materias primas.

“Incluso con la pandemia, que afectó al mundo entero, seguimos haciendo un gran esfuerzo para no detener el proyecto, y ya hemos superado muchos pasos”, explica Erasmo Carlos Battistella.

“Además de la formalización de la Zona Franca que ahora estamos concretando, Omega Green ha completado el estudio de impacto y la licencia ambiental, de acuerdo con los requisitos y análisis técnicos requeridos por el Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible”, agrega Battistella. El estudio fue elaborado por algunos de los principales expertos en la materia en Paraguay, siguiendo los parámetros internacionales más avanzados para garantizar el bajo impacto ambiental del proyecto.

Se estima que el proyecto de ingeniería esté terminado a fin de año, lo que permite mantener la previsión de cumplimiento del cronograma con el inicio de las obras para principios del próximo año, tras la recuperación global de la economía, con un tiempo de ejecución estimado de 30 meses. “Con gran satisfacción pronto anunciaremos la conclusión de los primeros contratos de comercialización, comprometiendo los primeros años de producción de Omega Green”, agrega.

Lanzado en febrero de 2019, el proyecto Omega Green contempla la construcción de la primera planta de biocombustible avanzado en el Hemisferio Sur.

La región de Villeta tiene una posición estratégica, por ser un distrito portuario e industrial, a solo 45 kilómetros de Asunción. Producirá diesel verde HVO, un acrónimo en inglés de Aceite Vegetal Hidrotratado, queroseno de aviación renovable o SPK, en inglés, y Naphtha Verde, que se utiliza en la industria química para fabricar plástico verde y otros productos sostenibles.

HVO y SPK son biocombustibles que emiten menos Gases de Efecto Invernadero (GEI) que el diesel fósil. Se exportarán a países signatarios del Acuerdo de París, como Estados Unidos, Canadá y miembros de la Unión Europea.

Omega Green sigue avanzando

Los bancos Barclays y UBS son responsables de la estructuración financiera del proyecto.

Entre los proveedores del proyecto se encuentra Honeywell UOP, titular de la tecnología de refinación de combustible renovable UOP Renewable Jet Fuel Process ™, Crown Iron Works, empresa estadounidense de tecnología para la producción de biocombustibles avanzados a partir del procesamiento de grasas vegetales y aceites comestibles usados, y Acciona, empresa española que se encuentra entre las más importantes del mundo en el área de ingeniería y construcción.

Con una inversión estimada de US $ 800 millones, el complejo instalado en Paraguay será la tercera planta en el mundo de biocombustibles avanzados, con una producción de 20.000 barriles por día de diesel renovable y queroseno.

Con la inversión, el país se convertirá en uno de los principales actores del mercado mundial de biocombustibles.

Sobre el Grupo ECB

Fundado en 2011 por el empresario Erasmo Carlos Battistella, el Grupo BCE es un holding con inversiones y participaciones estratégicas en empresas agroenergéticas, que opera en áreas como la producción de biodiesel y la generación de energía eléctrica a través de fuentes renovables.

Fuente -> http://www.noticde.com/