Quino deja un invaluable legado a través de su pequeña Mafalda

0
24

“Él es al humor gráfico y la historieta lo que Borges es a la literatura”, señala el dibujante Roberto Goiriz al destacar la labor del ilustrador argentino, que según refiere realizó un aporte universal en base a sus chistes locales. “Alguien que estimuló el pensamiento crítico y cuyo personaje principal, Mafalda, obtuvo picos de calidad y conclusiones que bien podrían considerarse filosóficas”, menciona. Al referirse a la plataforma utilizada por Quino con Mafalda, Goiriz señala que el humor gráfico, en general, tiende a la crítica. “Es difícil sustentar una publicación que se base exclusivamente en chistes amables y de apoyo a determinadas causas. La crítica es parte esencial de esta forma de expresión”, expresa. Sociedad. En ese sentido, al abordar el impacto o efecto que puede producir una tira cómica en la sociedad, Goiriz cita casos concretos como ejemplo, tanto nacionales históricos, como el caso del periódico de la Guerra Guasu, Cabichuí, que con sus chistes y caricaturas satirizaban al enemigo y estimulaban a los soldados; como internacionales y recientes, como el semanario francés Charlie Hebdo, que sufrió un atentado en el 2015 en reacción a sus bromas hacia grupos religiosos. “Puede producir cambios de percepción y hasta de comportamiento. Muchas campañas de bien público utilizan dibujos caricaturizados por su poder de síntesis y su potencial didáctico”, detalla el dibujante sobre las cualidades de las tiras. Influencia. En el caso de las obras de Quino, Goiriz manifiesta que es perceptible que no se trata solo de dibujo o pensamiento, sino la mezcla de ambos elementos, que otorga potencia a su propuesta. “Se constituyó como un clásico, y estos siempre influyen. La manera en que lo hacen depende de cada autor”, acota. Asimismo, María Gloria Mburucuyá, educadora y traductora, quien se encargó de traducir las tiras de Quino al guaraní para la colección Mafalda Guaranime, destaca que a través de su obra, el artista argentino también colaboró en expandir el idioma citado. “Más allá de ayudarnos a pensar, resistir, entender la sociedad, reírnos de nosotros mismos, el gran aporte de él ha sido colaborar en el proceso de normalización lingüística del guaraní en Paraguay. Haber hecho hablar a Mafalda en guaraní, constituyó una de las maneras de hacer universal a la lengua guaraní”, destaca.Opinión“Fueron como espejos sociales”“Él fue un icono que generó símbolos a través de Mafalda en un tiempo difícil, de dictaduras, desapariciones, de muertes, en el que la confusión por la crisis, por el miedo, por la huida, era una realidad, y la presencia de la voz de Quino mediante Mafalda y los demás personajes, fueron como espejos sociales que marcaron pautas de quienes éramos nosotros en medio de todo ese dolor”. Martín Moreno, siquiatra.

Fuente -> http://www.ultimahora.com