Propietarios de bodegas se movilizaron exigiendo que dejen trabajar a deliverys

0
52

Los propietarios de bodegas y sus empleados se manifestaron exigiendo que se los deje trabajar tranquilamente.

Una manifestación pacífica realizaron ayer a la mañana los propietarios y empleados de bodegas que ahora se dedican al delivery, una opción que ganó terreno para sobrevivir durante la pandemia del coronavirus en nuestro país y en el mundo. Con el retroceso de fase en el departamento del Alto Paraná, los deliverys de bebidas alcohólicas fueron coaccionados y coimeados en los controles, según las denuncias, por lo que exigieron se les deje trabajar.

El grupo de trabajadores se concentró en la plaza Alejo García donde reclamaron las retenciones en controles policiales que se intensificaron en la semana por la cuarentena casi total por Covid-19 en la zona. Los trabajadores llegaron de Presidente Franco, Hernandarias Minga Guazú y Ciudad del Este.

María Romero, una de las propietarias de una bodega situada sobre la avenida San José de Ciudad del Este, mencionó que tiene cuatro trabajadores con sus motos, que a uno de ellos se lo retuvo en el Área 1 a las 21:00 del domingo último, inclusive, intentaron requisarle la motocicleta, siendo que el trabajo de delivery está permitido y en el decreto no prohíbe transportar bebidas alcohólicas para hacer llegar a los clientes en sus casas. “Con la excusa de que delivery de bebidas alcohólicas estaba prohibido se les retenían a los trabajadores, inclusive a uno de mis empleados le sacaron G. 300.000 para liberarlo. Es muy difícil, tenemos que mantener nuestros locales, tenemos familias que mantener. Molesta mucho este contratiempo y que tenemos que trabajar con mucho miedo, no somos delincuentes, también queremos llevar el pan a nuestros hogares”, señaló Romero.

El comisario principal Antonio Huerta, jefe de Prevención y Seguridad Ciudadana del Departamento del Alto Paraná, llegó hasta el sitio y conversó con los manifestantes. El jefe policial les explicó que las bodegas pueden abrir normalmente de 07:00 a 17:00 horas como establece el decreto presidencial nº 3.900, y que el delivery lo pueden hacer hasta las 23:00, de lunes a lunes, no así las 24 horas. Los trabajadores conformaron una comisión para presentar de manera formal sus quejas y reclamos ante las autoridades competentes.

Fuente -> http://www.laclave.com.py