Martínez “derribó” mentira instalada en Plan de Niñez, cuyo origen se remonta al gobierno de Cartes – Nacionales

0
24

Martínez -quien participó de la interpelación de forma presencial que se extendió por unas siete horas- respondió a todas las preguntas preestablecidas por los diputados con datos concisos que dio a conocer mediante placas con gráficos y datos estadísticos.

“Se instalaron versiones que no son ciertas, tengo que iniciar diciendo que el Gobierno en el que estoy, claramente ha declarado la defensa de la vida y protección de la familia”, expresó al inicio de su exposición.

La ministra se explayó sobre los casos de abusos a menores e hizo hincapié en las cifras alarmantes de niñas madres. “Por este 2020, tenemos 2.461 casos registrados, también los números de alumbramientos, asusta, hay 140.300 niñas en primer embarazo”, apuntó.

También recalcó que existe el Sistema Nacional de Promoción y Protección Integral de la Niñez y la Adolescencia (SIPPINA), un plan que “incluye enfoque de derechos, la participación de los niños, la equidad, la inclusión social y el enfoque territorial”.

Sobre este punto, resaltó que dichos temas forman parte de los programas de la niñez desde hace más de 17 años y que actualmente “se está satanizando la inclusión de estos y se están instalando fantasmas y mentiras que asustan a la gente”.

Al referirse a los albergues y refugios para niños en situación de calle sostuvo que existen varios en funcionamiento pero que en algunas ciudades lidian con la oposición de los vecinos ante la apertura de dichos centros. “Tuvimos que cerrar un refugio en Asunción por la intolerancia de los vecinos. Todos exigen que se saque a los niños de la calle, pero nadie quiere tenerlos a su lado. Tuvimos que mudar el refugio a Luque”, contó.

Sobre el funcionamiento de los consejos departamentales y municipales de la niñez comentó que estos están conformados por las autoridades departamentales, secretarías regionales, ONGs que trabajan en niñez, organizaciones de niños, y consejos municipales.

Indicó que desde 2018 a la fecha se crearon 13 consejos departamentales y que están en funcionamiento 160 consejos municipales.

Con relación al funcionamiento del sistema Fono Ayuda comentó que hubo mejoras en la infraestructura y el equipamiento tecnológico pero que no se pudo realizar la tercera verificación necesaria para la certificación ISO 9001 debido a las limitaciones derivadas de la pandemia.

A la pregunta sobre las consultorías externas implementadas y fuentes de financiamiento de estas dio un resumen con los datos solicitados.

Acerca de su rol como vicepresidenta del Instituto Interamericano del Niño, Niña y Adolescentes de la Organización de Estados Americanos recordó que este no es un cargo personal sino relacionado a su función como secretaría de Estado. Mencionó que en esta organización se están impulsando programas de prevención y protección de los derechos del niño, entre otros.

Citó los programas que la cartera a su cargo articula con el Ministerio de Educación y Ciencias (MEC) y el Ministerio de Salud (MS) entre ellos los programas de prevención de embarazos de niños y adolescentes, el programa Abrazo, el programa Kunu’u para proteger a la primera infancia, entre otros.

Señaló que se reunió con el Consejo Nacional de la Niñez y la Adolescencia en el 2018 en una ocasión, en 2019 en cinco sesiones ordinarias y una extraordinaria mientras que en el 2020 estuvo presente en cuatro sesiones ordinarias y cinco extraordinarias.

Se pronunció también sobre la licitación referida a la contratación de seguro médico integral para las funcionarios permanentes y contratados del ministerio. Indicó que el proceso de licitación se llevó a cabo en cumplimiento de todas las normas establecidas en la ley y que se otorgó la adjudicación al Servicio Médico Integral Sociedad Anónima (Semei SA) por ser la propuesta con el costo más bajo.

Contó que tras la adjudicación hubo una protesta por parte de otra de las empresas oferentes que fue descartada y que luego se hizo una denuncia anónima sobre irregularidades en el proceso, que llevó a una investigación que tuvo como resultado que dicha licitación sea declarada desierta y posteriormente el servicio llevado a la subasta electrónica para su cumplimiento.

Sobre oenegés

En cuanto a los trabajos, convenios y vínculos del Ministerio de la Niñez y la Adolescencia con organizaciones no gubernamentales (ONG’s) hizo un recuento de los programas establecidos con varias de ellas, con especificación de la duración de estos, pero sin determinar si designó recursos para la financiación. En total son 30 organizaciones con las que tienen establecidos convenios y el ministerio se encarga -mayormente- en dar apoyo técnico para la implementación de programas.

Recordó que en el presupuesto del ministerio se contemplan rubros para donaciones a organizaciones que realizan labores indispensables para la promoción y la protección de niños y adolescentes.

Con relación a la organización Decidamos la actual administración del ministerio no ha firmado acuerdos ni entendimientos para trabajos en específico.

Dijo además que al Foro sobre Sistemas de Protección realizado en Uruguay asistió una delegación conformada por ella como autoridad principal y otros funcionarios del ministerio. Explicó que la persona con el pañuelo verde que fue vista en una fotografía del grupo que participó del foro no posee vínculos con el ministerio ni formó parte de la delegación de la institución que fue parte de la representación paraguaya. “La persona con el pañuelo verde en el foro no forma parte del Ministerio de la Niñez y la Adolescencia, tampoco tiene vínculos con la institución”, puntualizó.

Sobre el foro del SIPPINA realizado en noviembre resaltó que entre los temas planteados no estuvo el aborto como una solución a la problemática de niñas y adolescentes madres. Negó que se haya promovido el aborto en sentido alguno.

La ministra fue enfática que en que “no fue convocada a audiencia pública alguna”, en referencia a la convocatoria del Frente Parlamentario Provida y Profamilia de la Cámara de Diputados. Señaló que no se siguió la reglamentación establecida para la convocatoria a una audiencia pública y que solo fue invitada a una reunión particular de forma telefónica.

Mencionó que, en consideración al diputado Raúl Latorre, enviaron como representantes a la invitación a altos funcionarios de la institución, tal y como lo permite la reglamentación.

Plan de la Niñez y la Adolescencia 2020 -2024

Consultada sobre cómo fue elaborado dicho plan, su alcance y otros puntos, la ministra hizo hincapié que debido a las “mentiras instaladas sobre el plan el Consejo Nacional de la Niñez y la Adolescencia ha decidido dejar sin efecto la aprobación”.

Explicó que en el marco referencia que se usó para la elaboración del plan se utilizaron documentos elaborados en otras administraciones como la “Encuesta Global de Salud Escolar”, los “Indicadores de la Niñez y la Adolescencia”, las “Consecuencias socioeconómicas del embarazo adolescente en Paraguay”, entre otros.

Resaltó que muchos de los datos y la información que obran en estas publicaciones fueron tergiversadas. “Esto es el marco de referencia, pero no es el plan”, subrayó en reiteradas ocasiones.

Detalló que primero se realizó la suscripción de 20 compromisos en agosto de 2018; luego se realizaron consultas y talleres desde diciembre de 2018 a diciembre de 2019, luego tuvo lugar la sistematización en noviembre y diciembre de 2018, luego se realizaron varios conversatorios para la validación de diciembre de 2019 a junio de 2020, para llegar a la aprobación de este en junio de 2020 y dejar sin efecto la resolución de aprobación en noviembre de 2020.

En la encuesta digital en el ámbito digital se llegó a 382 personas, encuestas a padres del programa Abrazo a 89 personas; conservatorios, talleres y otros del MINNA a 654 personas, en los foros sobre los Derechos de la Niñez llegaron a 808 personas, con los talleres en instituciones a 101 personas en 31 instituciones; 169 personas a través del foro del Sistema Nacional de Protección y Promoción Integral de la Niñez y Adolescencia, totalizando 2.203.

Mencionó que se enviaron propuesta del Plan Nacional para su revisión y ajuste al Ministerio de Salud, el Ministerio de Educación, así como la Cámara de Senadores y de Diputados.

“Este plan no se hizo entre cuatro paredes. Se ha puesto a consideración de todas las autoridades. Que no lo hayan visto o entendido ya no es responsabilidad del Ministerio de la Niñez”, aseveró.

Aseguró que es totalmente falso que a través del Plan Nacional se busque sacar a los padres la patria potestad de sus hijos. “El Estado paraguayo, de acuerdo con este diseño, se compromete a ejercer hegemonía y el liderazgo en la atención integral de la infancia y la adolescencia, liderazgo que debe ser entendido en el sentido de principal garante del bienestar de la infancia y la adolescencia”, afirmó.

Sobre la utilización de la palabra “género” explicó que este hace alusión a la igualdad de derechos entre niños y niñas; hombre y mujer. Recalcó que el término ya no es de uso facultativo sino para hacer referencia al “género humano”.

Subrayó que no existe ningún tipo de convenio o tratado internacional con oenegés que obligue a Paraguay el uso de la palabra género.

No obstante, indicó que hay compromisos internacionales que el Estado ratificó que si son vinculantes y se deben cumplir como la Convenciones de las Naciones de los Derechos del Niño que establece, entre otras cosas, la no discriminación entre niños y niñas.

Resaltó que la donación de US$ 86 millones de la Unión Europea está ligado al cumplimiento de unos indicadores que no guardan relación directa con el Plan Nacional de la Niñez y la Adolescencia, y que involucran a otros ministerios.

Los enfoques establecidos en el Plan de la Niñez y la Adolescencia -hoy dejado sin efecto- son el enfoque de derecho, el enfoque de género, el enfoque de interculturalidad y el enfoque basado en la inclusión, según refirió.

En cuanto al documento “Infancia y Género” del Instituto Interamericano del Niño, Niña y Adolescente en el cual se habla de las “infancias trans”, Martínez explicó que estos documentos fueron elaborados por libres pensadores que son parte del organismo y que la publicación se hizo en diciembre de 2019 anterior a su designación como vicepresidenta. Recalcó que los conceptos expresados en dicha publicación son responsabilidad de cada autor.

Insistida sobre el punto, reiteró que la interpretación de infancias tras tiene que ver con el debate de la identidad de género que no está permitida en nuestro país. Explicó que es un término diferente al enfoque de género o perspectiva de género.

“El género hace relación al principio de igualdad”, aseveró. Esto es para buscar la igualdad de condiciones y trato entre hombres mujeres, que promuevan la igualdad real, según apuntó.

Explicó que históricamente el enfoque de género estuvo presente en las Políticas de la Niñez y Adolescencia desde la aprobación del Código de la Niñez y Adolescencia. “El interés superior del niño y la niña; la universalidad, la integralidad, la indivisibilidad, la calidad y la eficiencia, la descentralización, la participación y el principio de equidad de género. Principios estos que serán aplicados en el desarrollo de las estrategias y los resultados esperados”, mencionó como parte del marco conceptual que hace a la política nacional de la niñez.

Igualmente, explicó que se habla de igualdad de género como la igualdad de oportunidades en un ambiente de inclusión y cohesión social incluidos en el Plan Nacional de Desarrollo 2030, aprobado por Decreto 2794 de fecha 16 de diciembre del 2014, firmado por el expresidente Horacio Cartes.

“El alcance del concepto, y por ende, la definición de enfoque de género referenciada en el Plan Nacional 2020-2024, está establecida en el propio documento que señala Enfoque de género: permite incluir la perspectiva de la igualdad y equidad como el reconocimiento de las diferencias sociales, biológicas y psicológicas en las relaciones entre las personas según el sexo, la edad y el rol que desempeñan en la familia y en el grupo social, significa otorgarles igual valor a todas las personas y se propone que las discriminaciones basadas en el sexo terminen, y se promuevan los mismos derechos, y las mismas oportunidades a niñas, niños, mujeres y hombres en una sociedad determinada”, especificó.

Otras resoluciones que establecen el enfoque de género son la “Norma técnica de Atención Integral para Adolescentes en los Servicios de Salud” de la Política Nacional de Salud 2015 -2030; “el Plan Nacional de Salud Adolescente 2016-2021”, el “Plan Nacional de Salud Sexual y Reproductiva 2014-2018”, entre otros. Están en todas las políticas públicas y no es de ahora, y no está en el Plan Nacional de la Niñez”, sostuvo.

“A manera de sintetizar la idea, el enfoque de género presentado en la POLNA 2014 y en el Plan Nacional de la Niñez 2020 – 2024, no es nueva, siendo incorporada por varias instituciones en atención al mandato constitucional dentro de sus políticas públicas. Así pues, tiene como objetivo central promover y garantizar la igualdad de derechos y oportunidades entre niñas y niños, hombres y mujeres; y como fue presentado anteriormente, no adopta principios ni definiciones contrarias a la Constitución Nacional, ni a las leyes de la República”, aseveró.

Martínez explicó que incorpora y utiliza el término “género” y no la igualdad entre hombre y mujer porque es así como se establece en la “Guía Metodológica para incorporar perspectiva de género” del Plan Nacional de Desarrollo 2030 aprobado en 2014.

“El género es la construcción social del ser hombre y ser mujer en una sociedad y contexto concreto (por ejemplo, no es lo mismo ser mujer en la Edad Media que en la actualidad). Es decir, lo que cada sociedad determina sobre las reglas que deben cumplir los hombres y las mujeres va mutando a lo largo de la historia y la geografía. Así, el género define los valores, atributos, normas de comportamiento, espacios y roles que una sociedad concreta otorga a las mujeres y a los hombres por el simple hecho de haber nacido sexualmente distintos”, enfatizó.

Nota relacionada: CDIA: Interpelación a ministra de la Niñez debe mostrar fallos del Estado

En el tiempo de repreguntas de los diputados, Raúl Latorre pidió a la ministra que aclare quiénes son los miembros del Consejo de la Niñez que participaron de la elaboración del Plan de la Niñez y si estos están relacionados a organizaciones que “incitan al incesto”.

“El Consejo Nacional de la Niñez está integrado por ley y entre los integrantes a parte del ministerio – Salud, Educación- y organismos no gubernamentales de bien público y sin fines de lucro, de cobertura nacional, esa es la representación de la sociedad civil que la ley integra”, señaló la ministra.

En este caso se eligió entre las organizaciones que están inscriptas y registradas en el Ministerio de la Niñez, que la ley también le obliga a que se registren.

“Preguntaron si el Servicio Paz y Justicia (SERPAJ) es parte de la Coordinadora por los Derechos de la Infancia y la Adolescencia (CDIA) y respondimos que si porque es la lista que nos enviaron. Ahora quien viene al Consejo Nacional de la Niñez en representación de la CDIA, es Aníbal Cabrera como representante de la CDIA no es Serpaj”, aseveró.

Algunos legisladores del cartismo volvieron a hacer consultas que ya habían sido explicadas detalladamente durante la interpelación.

“Se instalaron mentiras en este plan. En ninguna parte del plan existe plan de aborto. Esto lo saben las personas que instalaron esta mentira. Esa es lo más lamentable. Ellos participaron de este proceso siempre y ahora se instaló el miedo no sé con qué objeto. No se le puede hacer esto a los padres (las mentiras), a los ciudadanos”, respondió la ministra, en alusión principalmente al diputado Raúl Latorre, principal impulsor de la campaña.

Fuente -> http://www.abc.com.py