La Armada cambió a un 70% de sus cuadros en zona de puertos ilícitos

0
11

Según indicaron, el comandante de la Armada, Carlos Velázquez, ordenó el cambio de más de la mitad del personal en la zona y fortaleció con más oficiales, suboficiales y equipamientos en las Prefecturas para la lucha contra el contrabando y el narcotráfico. Un indicio de esto es que efectivamente el comandante del Área Naval de Canindeyú fue cambiado y puesto en su reemplazo el capitán Albino Bogarín Flor. El mismo señaló a ÚH que fue puesto en el cargo luego de los “acontecimientos”. RECORRIDO. Según la fuente militar cercana al comandante, tras las publicaciones de ÚH, Velázquez volvió a realizar esta semana un recorrido por la zona de Canindeyú para controlar la situación actual.En esta zona fue donde el operativo de la Fiscalía y la Unidad Interinstitucional para la Prevención, Combate y Represión del Contrabando (UIC) había detectado un puerto de contrabando de cigarrillos funcionando a metros del destacamento militar de Puerto Tigre.También detectó que en otros puertos clandestinos estarían involucrados algunos miembros del personal militar, según el trabajo realizado.Pese a que la Armada oficialmente no reconoce la complicidad de sus fuerzas en el contrabando, según lo detectó el trabajo de inteligencia de la UIC con apoyo de la Secretaría Nacional Antidrogas (Senad), los cambios son contundentes.Velázquez asumió como comandante de la Armada Paraguaya en noviembre del año pasado y el operativo que detectó y allanó los puertos clandestinos en la zona de la franja de bosques de protección o poligonal envolvente de Itaipú se realizó en diciembre pasado.El mismo ya había pasado a retiro durante el tiempo de Horacio Cartes en el poder, pero el presidente Mario Abdo Benítez lo volvió a reincorporar y nombrar comandante de la Armada Paraguaya. MEDIDAS. Tras los informes de la UIC y la Senad, y el operativo realizado por el Ministerio Público, el comandante de la Armada, hermano del vicepresidente Hugo Velázquez, participó junto al ministro de la UIC, Emilio Fúster, en la destrucción de varios de los puertos allanados. Este trabajo se realizó con dinamitado y uso de máquinas retroexcavadoras dentro de la propiedad de la Itaipú Binacional, que también tuvo sus representantes durante el procedimiento.Según la fuente militar, además del incremento de personal y equipos, el comandante ordenó el incremento de las patrullas fluviales y terrestres durante el día y durante la noche en la zona. Aseguró que también se aumentaron los trabajos de inteligencia y logística. SITUACIÓN. El trabajo de investigación de ÚH detectó un total de 261 puertos clandestinos dentro de la franja de bosques de Itaipú que van desde Hernandarias hasta Salto del Guairá. En total, 170 puertos clandestinos en el lado paraguayo y 91 en el lado brasileño. Un guardaparques antiguo de la binacional –hoy jubilado– asegura que existen más de 370.La realidad de estos puertos clandestinos es que se ocultan en los bosques de Itaipú, pero se llega hasta ellos desde caminos que pasan por la propiedad de productores agroganaderos, de empresas areneras y hasta clubes, según el trabajo realizado y los propios documentos de Itaipú.INFORMES. Durante la sesión ordinaria del día de ayer en la Cámara de Senadores, la bancada del Partido Democrático Progresista (PDP) presentó varios pedidos de informes sobre las revelaciones de la investigación de ÚH.Entre las instituciones que serán indagadas figuran el Instituto Paraguayo del Indígena (Indi), la Policía Nacional, el Ministerio del Ambiente, Aduanas y el Ministerio de Defensa. La Comisión de Recursos Naturales y la de Lucha contra el Narcotráfico del Senado también presentarán pedidos de informes, según anunció el senador del Partido Liberal Radical Auténtico (PLRA) Blas Lanzoni, quien manifestó su preocupación por los datos revelados por ÚH.

Fuente -> http://www.ultimahora.com