Jurado de Enjuiciamiento sigue juego a los jueces y fiscales incompetentes

0
46

Enrique Bachetta, presidente del Jurado de Enjuiciamiento de Magistrados. Cuestionado por sus actuaciones mediáticas en el órgano extra poder.

Enrique Bachetta, presidente del Jurado de Enjuiciamiento de Magistrados reacciona a las publicaciones sobre la impunidad que beneficia al clan ZI en los tribunales y la Fiscalía, con pedidos de compulsas que luego quedan en lo mediático. El 20 de los corrientes, el senador emplazó por 48 horas a la fiscal Natalia Fuster y la jueza penal de garantías Fátima Burró para que envíen las compulsas de los autos en los que fue sobreseída definitivamente la exintendente de CDE, Sandra McLeod de Zacarías, en el marco de un proceso por lesión de confianza, tras supuesto desfalco de más de G. 6.000 millones a las arcas del municipio.

En el histórico de casos, Bachetta solicitó unas 12 compulsas a diferentes magistrados y fiscales que obran conforme intereses políticos, como es el caso del sobreseimiento definitivo otorgado al jefe del clan, Javier Zacarías Irún, en un proceso por lesión de confianza en grado de instigador. Este pedido fue hecho el 30 de diciembre del año pasado para abrir una supuesta causa de oficio, pero hasta la fecha ni siquiera el juez de la causa fue llamado para presentar su descargo.

Recientemente, la jueza Cinthia Garcete había beneficiado a McLeod con el sobreseimiento definitivo y rápidamente se emplazó para remisión de compulsas, que ni siquiera se conoce si fue diligenciada. El Jurado, a partir de los últimos acuerdos políticos de unidad dentro del partido de gobierno, ha tenido decisiones sumamente llamativas, dependiendo de la figura procesada.

La semana pasada resolvió el apercibimiento de dos camaristas en un caso por abuso sexual en niños, cuando dos semanas antes había destituido a otros dos, en proceso por igual tipificación penal. El senador Bachetta abre investigación de oficio, pero sus diligencias se desconocen, en supuesta razón a que los procesos son exclusivos para las partes, pero no deja de llamar la atención lo mediático de sus actuaciones. Grandes causas en las que los mafiosos son beneficiados, ponen en riesgo la recuperación de los bienes públicos. La comunidad en general ha perdido la confianza en las intervenciones del órgano juzgador de magistrados, que tiene en sus filas a cuestionadas figuras, de cuyo humor político depende la independencia de jueces y fiscales.

Fuente -> http://www.laclave.com.py