Horno de la INC, que costó millones de los bonos, también está parado – Nacionales

0
32

La INC gastó US$ 30 millones de los bonos para mejorar su horno de Vallemí, pero actualmente está parado. Recién desde el fin de semana se reactivará, según titular de la empresa estatal.

12 de febrero de 2021 – 01:00

Funcionarios de la planta de Vallemí de la Industria Nacional de Cemento (INC) denunciaron ayer que el costoso nuevo horno de la estatal, en el que se invirtió parte de los US$ 80 millones que recibió la cementera en su momento, está paralizado desde hace varios días.

Justamente, la inversión que se hizo para el cambio de combustible del “horno III de clínker” fue de casi US$ 30 millones, con la cual cambiaron el sistema de combustión (reemplazaron el fueloíl por coque de petróleo). Sin embargo, hasta ahora seguían usando fueloíl.

El titular de la empresa, Ernesto Benítez, señaló que el horno paró para cambio de un rodamiento del motor del ventilador tiro horno. “Es una pieza de desgaste que se cambia habitualmente al culminar la vida útil”, expresó.

Asimismo, señaló que durante el fin de semana ya entra de nuevo en calentamiento. “Como se debe enfriar el horno para hacer eso, se aprovecha para verificar los cojinetes de apoyo del horno y corregir algún detalle que pueda presentar. Por ejemplo, en uno de ellos se corrigen las entradas de lubricación para evitar que se engranen”.

Por otro lado, resaltó que ya llegó al país el nuevo ventilador de tiro de horno que faltaba para reemplazar al viejo sistema, que ya cumplió su vida útil. “Se decidió cambiar todo el equipo, esto sucedió durante la ejecución del proyecto de cambio de combustible, cuando se llegó a la conclusión de que era mejor invertir en un nuevo ventilador más eficiente para ese trabajo que simplemente sustituir las piezas necesarias del ventilador existente”, explicó.

Se le preguntó sobre los retrasos para la instalación del nuevo equipo y dijo que “un equipo nuevo demora un mínimo de 9 meses de fabricación” y que “tardaron los trámites burocráticos para encaminar nuevamente el contrato con el proveedor para que inicie la fabricación”. La empresa que se encargó del horno de la INC y que debe colocar el nuevo ventilador es FLSmidth INC (Sathish Krishnamoorthy). Explicó que el ventilador de tiro de horno tiene un precio de 1,3 millones y que a finales del mes de julio ya debería estar listo para iniciar su operación.

En Villeta también hay quejas de obreros

Entre otras irregularidades denunciadas mencionan que el molino 1 de Villeta dejó de funcionar desde noviembre del año pasado y que el molino 2, que se instaló como parte de la inversión de los bonos soberanos en la cementera, tampoco funciona como debería.

Justamente, desde hace unas semanas, funcionarios de la planta se reúnen cada medio día para conversar sobre la preocupante situación de la empresa estatal. Según dicen, el presidente de la firma participó del encuentro el martes último.

Sigue la poca producción

La INC debería estar produciendo y despachando al menos 90.000 bolsas de cemento por día, ya que esa fue la promesa para recibir hace cinco años los US$ 80 millones provenientes de colocaciones de bonos soberanos, para invertir en sus plantas de Vallemí y Villeta. Sin embargo, esto no ocurre y aumenta la queja de los distribuidores de la estatal, que deben pagar con antelación por el producto pero no reciben cemento. Según los datos, la cementera debe 1.000.000 de bolsas a sus clientes. Además, se prometió bajar el precio a los consumidores, pero subieron los precios.

Fuente -> http://www.abc.com.py