Evidencias inéditas de los orígenes de la tectónica de placas

0
38

Las cápsulas de tiempo de los cristales

El Dr. Moreira y sus colegas están buscando respuestas a estas preguntas dentro de diminutos cristales de circonio, que son cápsulas de tiempo del pasado lejano de la Tierra debido a su gran robustez. A menudo, se encuentran preservados en la roca a pesar de la acción de los continuos eventos meteorológicos y geológicos.

Muchos de estos cristales se han datado previamente analizando la desintegración radiactiva de los isótopos (diferentes formas de elementos) que contienen. Algunos datan de hasta hace 4400 millones de años, los primeros fragmentos conocidos de la corteza terrestre.

“Por eso el circón es asombroso, porque aunque las rocas que componen los continentes fueron destruidas, el circón sobrevivió en el registro sedimentario”, dijo el Dr. Moreira. Los científicos han utilizado anteriormente cristales de circón para estudiar la historia de la corteza continental de la Tierra, pero aún no ha sido suficiente para proporcionar un consenso definitivo sobre cómo comenzó la tectónica de placas, dice.

“Después de analizar cientos de miles de ellos, todavía no tenemos un acuerdo”, dijo el Dr. Moreira, miembro del proyecto MILESTONE, dirigido por el Dr. Bruno Dhuime, investigador en geociencias del Centro Nacional de Investigación Científica de Francia, también de la Universidad de Montpellier.

Los investigadores esperan utilizar estos cristales, que normalmente miden una décima de milímetro o aproximadamente el grosor de un cabello humano, para mejorar nuestra comprensión del tiempo y la evolución de la tectónica de placas.

El grupo MILESTONE perforará a una escala aún más pequeña (alrededor de una centésima de milímetro) para examinar los rastros de apatita y minerales de feldespato atrapados dentro de los cristales de circonio. Los isótopos de estroncio y plomo en estas “inclusiones” pueden añadir detalles sin precedentes sobre la fuente de formación del circón y si esto ocurrió en los diversos tipos de magma debajo de placas estancadas o en movimiento, dice el Dr. Moreira.

“Será un paso crucial hacia una mejor comprensión de cómo evolucionó nuestro planeta”, dijo. Si logramos medir la composición isotópica de estas pequeñas inclusiones, podríamos decir cuál era la composición de la roca de la que se cristalizó el circón. Tal vez podamos entender cómo evolucionó la corteza en ese punto y en qué tipo de entornos tectónicos se formó el magma”.

Este análisis a pequeña escala ha sido posible gracias a la instalación de un laboratorio que contiene un espectrómetro de masas especializado y altamente sensible, equipo que mide las características de los átomos.

El equipo espera comenzar a analizar las muestras el próximo mes, investigando en última instancia las inclusiones en más de 5000 circones de diferentes edades de todo el mundo para construir una imagen a gran escala. “Lo que queremos hacer es determinar con precisión cuándo se globalizó la tectónica de placas en lugar de cuándo se localizó en puntos aislados aquí y allá”, dijo el Dr. Moreira.

Fuente -> https://www.muyinteresante.es