Eventual renuncia no debe implicar el blanqueo del oscuro acuerdo en Petropar

0
45

El grupo de parlamentarios que están haciendo un seguimiento del caso exigen una exhaustiva investigación y que los hechos se aclaren a fin de evitar nuevos intentos de daño contra el Estado o las empresas públicas.Según las informaciones obtenidas, el titular de la petrolera estatal se encuentra entre la renuncia o la posible destitución del cargo, luego de ser parte del acuerdo firmado con la empresa argentina Texos. Ayer corrió el rumor de que ya habría presentado renuncia, pero luego trascendió en el Ejecutivo que el presidente Mario Abdo Benítez lo convocó para mañana a primera hora en el Palacio.Lichi, quien sustituyó a Patricia Samudio, imputada por la sobrefacturación de compras de insumos, ahora también aparece involucrado en el caso con fuerte tufo a negociado de la firma de acuerdo para el pago de siete millones de dólares a Texos.El procurador Sergio Coscia, también involucrado en el sonado caso, fue el primero en renunciar luego de que se conociera el acuerdo mantenido en secreto, pero el titular de Petropar optó solo por quedar en silencio. Lichi es el primer presidente de Petropar que llamativamente “accede” a un acuerdo extrajudicial con la firma argentina.El ex titular de Petropar Sergio Escobar calificó de “gran sinvergüencería y ratería”, el acuerdo de pago a la firma de maletín Texos Oil. Afirmó que nunca se debió ni se debe pagar a “esta firma de maletín”. También apuntó que siempre hubo presiones para que se concrete el acuerdo. En conversación con ÚH, Escobar manifestó que él asumió en el 2011 y ya se encontró con este caso. “Voy a ser claro. Es una sinvergüencería demasiado grande ese pago porque este proveedor (en alusión a Texos) no existe. Ni oficina tienen. Yo mandé averiguar la dirección y tenían una oficina alquilada, pero para recibir a la gente después de las seis de la tarde”, aseveró.Confesó que el representante argentino de la empresa, Sergio Marsilleti, también le ofreció hacer el mismo trato por el mismo monto, pero nunca lo aceptó, pese a las fuertes presiones políticas y del poder que recibió. “Ellos siempre quisieron llegar a un acuerdo porque embargaron nuestra barcaza en la zona de Buenos Aires. La propuesta de ellos siempre fue de siete millones de dólares para arreglar todo lo que supuestamente gastaron”, recalcó.Escobar también tiene procesos judiciales en otros casos de la petrolera estatal.

Fuente -> http://www.ultimahora.com