El nuevo jefe de fiscalización promete honestidad y dice que despejarán veredas

0
17

Con la pandemia proliferó aún más la ocupación de veredas y paseos centrales en Ciudad del Este.

Carlos Cantero asumió hace pocos días como jefe de la controvertida oficina de fiscalización de la Municipalidad de Ciudad del Este en reemplazo de Javier Miranda. Este último había sido apartado del cargo por el intendente Miguel Prieto, aparentemente, tras el pedido de los concejales, ya que el mismo denunció que los ediles están detrás de negociados con mesitas y casillas. Cantero adelantó que se iniciará un trabajo de despeje de las veredas y paseos centrales ocupados por vendedores informales. También prometió cuidar que no existan casos de corrupción en la dependencia a su cargo.

Cantero, quien hasta hace pocos días se desempeñaba como administrador del mercado zonal del barrio Ciudad Nueva, admitió que se trata de un cargo con problemas complejos, y que tratará de hacer “lo que está bien”.  Igualmente, reconoció que es un área donde existen muchas tentaciones de recibir sobornos para los funcionarios fiscalizadores, pero prometió que controlará para que no existan casos de corrupción.

Adelantó que actualmente se trabaja para la firma de contrato de usufructo para los mesiteros que ocupan puestos de ventas en el microcentro de la ciudad. Agregó que los mesiteros de la cuarta etapa, primeramente deberán ser censados, ya que el relevamiento de datos solamente se realizó en la primera, segunda y tercera etapa, no así en la cuarta.

Manifestó que son aproximadamente 8.000 trabajadores de la vía pública con puestos de ventas, y que se identificarán las casillas que se encuentren de forma irregular.

Carlos Cantero, jefe de fiscalización.

LIBERAR VEDEDAS

Con la llegada de la pandemia y la crisis económica se observó una proliferación importante de vendedores informales en veredas y paseos centrales de diversas zonas de CDE. Cantero señaló que, durante el cierre del Puente de la Amistad, existió una tregua entre los fiscalizadores y los comerciantes, por lo que no se realizó ningún procedimiento para recuperar los espacios públicos, ante la falta de fuentes de trabajo. Sin embargo, apuntó que actualmente la situación económica ya se está normalizando, y que se empezará a notificar a los ocupantes que, en muchos casos, obstruyen totalmente el paso en las veredas, dejando sin vía de circulación a los peatones.

CARGO VIDRIOSO

El cargo asumido por Cantero es sumamente vidrioso, dado que la cesión de mesitas y casillas del microcentro involucra a varios concejales, quienes en su mayoría cuentan con al menos dos puestos. El anterior jefe de fiscalización, Javier Miranda, fue sacado supuestamente por presión por algunos miembros de la Junta Municipal, ya que estos le pidieron a Prieto la cabeza del mismo. Es porque Miranda habló sobre dicha realidad. El intendente, al deber favores políticos a los concejales, tuvo que ceder.

El concejal Celso “Kelembu” Miranda mandó construir varios puestos de manera irregular sobre la avenida Adrián Jara, al costado del shopping Lai Lai Center, pero hasta la fecha no se desmantelan dichos puestos. Los ocupantes soportan un sumario que se realiza en el juzgado de faltas municipales.

Fuente -> http://www.laclave.com.py