Condoneras en centros asistenciales para prevenir ETS

0
29

Herpes, hepatitis, VIH y condilomas, son las afecciones que pueden transmitirse durante el sexo sin protección. Preservativos gratuitos y a libre demanda, en condoneras instaladas en servicios del Ministerio de Salud.

Además de la abstinencia, el uso del preservativo o condón constituye el método de barrera por excelencia para prevenir enfermedades de transmisión sexual (ETS) y como método de anticoncepción.

La doctora Patricia Veiluva, directora general de Programas de Salud, explicó que los preservativos cumplen una doble función: además de planificar y evitar embarazos no deseados, brindan protección contra las enfermedades de transmisión sexual.

Veiluva refiere que el preservativo está indicado igualmente a las embarazadas para prevenir la transmisión vertical del virus Zika, enfermedad que puede ocasionar malformaciones en el bebé como microcefalia, síndrome de GuillainBarré, trastornos en la visión y en la audición, convulsiones y otras patologías.

La ciudadanía puede acceder a los preservativos de forma gratuita y a libre demanda desde las condoneras instaladas en los servicios del Ministerio de Salud Pública. Para retirarlas no es necesaria la consulta previa.

Riesgos del sexo sin protección

La profesional advierte que las enfermedades de transmisión sexual pueden darse por cualquiera de las vías (oral, vaginal y anal) durante el sexo sin protección, por lo que se insiste en el empleo de preservativos.

Vía oral: se pueden registrar herpes, hepatitis B y C , VIH y condilomas -lesiones causadas por el Virus del Papiloma Humano (VPH)- y en algún momento desencadenar cáncer oral. Señala que el VPH posee una transmisión mucocutánea, es decir, puede incluso contraerse tras el frote de piel a piel o mediante el contacto con mucosas.

Vía anal: también está indicado el uso del preservativo, aunque asegura que no es una vía preparada para las relaciones sexuales, ya que forma parte del tracto digestivo. A través de esta vía se puede transmitir el VIH/Sida, hepatitis B y C, lesiones por virus del papiloma humano y como consecuencia, cáncer de ano y recto.

Patricia Veiluva expone que, con estas observaciones se apunta a promover e impulsar la práctica responsable de las relaciones sexuales, a fomentar la fidelidad y el respeto a la pareja, y sobre todo, a cuidar la salud.

Fuente -> http://www.laclave.com.py