Amnistía Internacional deja de considerar a Navalny preso de conciencia por unas antiguas declaraciones que tilda de “discurso de odio”

0
23

La ONG de derechos humanos anunció que “ya no puede considerar a Alexéi Navalny como un preso de conciencia dado que defendió la violencia y la discriminación y no se ha retractado de sus declaraciones”.

La organización de derechos humanos Amnistía Internacional ha retirado la designación de ‘preso de conciencia’ para Alexéi Navalny por unas declaraciones que el opositor ruso hizo a mediados de la década de 2000 y de las que nunca se retractó.

Así lo informó este martes el periodista del portal The Grayzone Aaron Maté, citando un correo electrónico de Amnistía Internacional. Posteriormente la noticia fue confirmada por el director de medios de Amnistía Internacional para Europa del Este y Asia Central, Alexánder Artémiev. 

En el e-mail citado por Maté, Amnistía Internacional señaló que “ya no puede considerar a Alexéi Navalny un preso de conciencia dado que defendió la violencia y la discriminación y no se ha retractado de tales declaraciones“. 

Al mismo tiempo, la ONG subrayó que aún cree que el último encarcelamiento de Navalny tiene “motivaciones políticas” y exigió su “liberación inmediata”.

Por su parte, el director de medios de Amnistía Internacional para Europa del Este y Asia Central confirmó a TASS que la organización ya “no usa la expresión ‘preso de conciencia’ en relación con Alexéi Navalny”, ya que tras revisar los videos que el opositor grabó a mediados de la década de 2000 el departamento político y legal de la ONG “llegó a la conclusión de que estas declaraciones alcanzan el nivel de discurso de odio“. 

Moscú recomienda a EE.UU. "ocuparse de sus propios asuntos" tras sus declaraciones sobre Navalny y las protestas en Rusia

“De acuerdo con nuestro reglamento interno, ese estatus no puede aplicarse a una persona que no se ha retractado públicamente de unas declaraciones que pueden ser consideradas de incitación al odio”, declaró Artémiev, al tiempo que agregó que el cambio de estatus de Navalny no anula el llamado a las autoridades rusas para que lo liberen.

Amnistía Internacional reconoció a Navalny como preso de conciencia el pasado 17 de enero, luego de que el opositor fuera detenido a su llegada a Rusia procedente de Alemania, donde recibió tratamiento tras supuestamente haber sido envenenado. Artémiev señaló asimismo que si Navalny se retracta de sus declaraciones podría volver a ser considerado preso de conciencia.

¿Qué dijo Navalny? 

A mediados de la década de 2000, Alexéi Navalny grabó varios videos en los cuales, entre otras cosas, comparaba a los musulmanes del Cáucaso y a los migrantes con “cucarachas” y sugería usar “pistolas” contra ellos, a la vez que se definía a sí mismo como un “nacionalista certificado”.

Además, en aquellos tiempos el opositor estaba vinculado a la escena de la extrema derecha rusa y participó en la llamada ‘Marcha rusa’, un movimiento ultranacionalista que albergaba puntos de vista xenófobos tanto hacia los inmigrantes como hacia las personas de la región del Cáucaso.

En 2017, durante una entrevista con el periódico The Guardian, Navalny dijo que no se arrepentía de sus antiguas declaraciones y calificó de “licencia artística” la comparación que hizo de los migrantes con cucarachas. El pasado octubre, el opositor señaló a la revista Der Spiegel que conservaba “los mismos puntos de vista” que tenía cuando entró en política.

  • El 2 de febrero, un tribunal de Moscú sustituyó la prisión condicional de Navalny por una condena efectiva de 3,5 años de cárcel por el caso de fraude Yves Rocher luego de que el opositor no se presentara varias veces a una inspección penitenciaria. El tribunal tomó en consideración los 10 meses que el opositor pasó bajo arresto domiciliario, por lo que la pena de cárcel se redujo a dos años y 8 meses de cárcel. El 20 de febrero, la condena fue reducida en 1,5 meses tras revisar la apelación de Navalny. De este manera, el opositor tendrá que cumplir un poco más de 2,5 años en una prisión de régimen general
  • Este lunes, el Ministerio de Exteriores de Rusia consideró “categóricamente inaceptables” las “demandas ilegales y absurdas” de los países occidentales de liberar a Navalny y recordó que el opositor fue condenado “por delitos económicos por un tribunal ruso en el territorio de Rusia de conformidad con la legislación” del país. “En la práctica internacional esto se llama interferencia en los asuntos internos de un Estado soberano“, subrayó la Cancillería

//platform.twitter.com/widgets.js

Fuente -> https://actualidad.rt.com/