Alto Paraná permanece en fase estricta con el sistema de salud saturado

0
26

El Poder Ejecutivo dio a conocer el sábado último dos decretos relacionados a las medidas de cuarentena inteligente. Mediante el decreto n° 3942 se dispuso mantener la fase 0,5 en Alto Paraná hasta el 23 de agosto. En tanto, los casos aumentan; el sábado, según los datos estadísticos, fallecieron 13 personas por Covid-19 en el décimo departamento. Mientras tanto, el sistema sanitario se ve colapsado.

Fachada del Instituto de Previsión Social de Ciudad del Este.

El presidente de la República, Mario Abdo Benítez, resolvió el sábado mantener al Alto Paraná en fase 0,5, la medida es atendiendo a recomendaciones de la cartera sanitaria. El ministro de Salud Julio Mazzoleni indicó que se han triplicado los casos en el departamento, por lo que se deben seguir con los recaudos y mantener algunas restricciones. Las actividades se pueden desarrollar de 05:00 a 17:00.

Asimismo, se menciona que la región sanitaria con mayor cantidad de casos y mortalidad  es Alto Paraná, y deberá completar 7 días más de las medidas poblacionales más intensas para enlentecer el ritmo de contagio en su territorio. Ya son más de 37 los fallecidos en el departamento, el sábado último se registró 13 víctima fatales en la zona.

En tanto, estamos ante una grave crisis sanitaria, debido a que el sistema de salud ya está saturado. Las 34 camas de Unidad de Terapia Intensiva (UTI) instaladas en el Hospital Integrado Respiratorio del Instituto de Previsión Social (IPS) para Covid-19 están llenas, pese a que se recibieron 18 respiradores el viernes pasado, pero no se han montado para las terapias.

El sábado, una joven y conocida abogada falleció mientras era derivada a la capital del país al no encontrar UTI en el Hospital Integrado. Otros pacientes siguen peleando por sus vidas en sanatorios privados, pero ante la gravedad o los elevados costos de internaciones finalmente los familiares trasladan a sus pacientes al IPS, que ya se ve rebasado.

El departamento cuenta con más de 810.000 habitantes y hay apenas más de 30 camas de terapia y 70 camas normales para internaciones. Con la adecuación de 12 camas más, se buscará alcanzar 50 camas de UTI, lo cual sigue siendo insuficiente ante el acelerado número de casos graves.

A SEGUIR CUIDÁNDONOS

Cabe recordar la importancia de no decaer en la lucha, seguir con la medicación indicada por el médico, mantener dos metros de distanciamiento físico, lavarse las manos a menudo con agua y jabón, no frecuentar personas que están o podrían estar enfermas y utilizar mascarilla son las acciones que pueden contener y frenar la propagación del virus. Además, mantener un estilo de vida saludable, con alimentación saludable mucha fruta y verdura, hidratación correcta, mantenerse físicamente activo, dejar de fumar, limitar o evitar el consumo de alcohol y descansar lo suficiente.

Fuente -> http://www.laclave.com.py